viernes, 6 de febrero de 2009

Medicina Cuantica

Siempre había pensado que los yerberos, curanderos, brujos, clarividentes, adivinos, imanoterapeutas o cualquier grupo religioso que toque mi puerta en domingo en la mañana eran charlatanes. Pero hoy, mientras me paseaba rumbo a San Ildefonso me encontré con la irrefutable evidencia de que hay que ser muy sabio y estudioso para lograr sacar las malas vibras del cuerpo.
Este fue el puesto que me hizo darme cuenta de mi error, como podemos ver tiene las hierbas, el humo ese que huele y las piedras pa'spantar a los malévolos espíritus que anden por ahí molestando a la gente. Además su dueño tiene los poderes para leer el futuro en la palma de la mano (dado que no se te han borrado las líneas por andarte tocando donde no debes). ¿Cómo le hizo para ser tan poderoso este hombre?

Primero hay que tomar el curso en medicina cuántica y terapias vibracionales. Sin duda alguna este curso es para que aprendan a curar con la luz como partícula (medicina cuántica) y como onda (terapia vibracional). Para lograr esto hay que entender las ecuaciones de Maxwell y la dualidad onda-partícula.

Después hay que tener un certificado de preservación de la identidad del zócalo. La parte difícil de esto es demostrar que los aztecas (pueblo mítico de aztlan) sabían leer la mano gooooei, por eso goooei predijeron el eclipse de 1991 con más precisión que la NASA.

Una vez que uno logra todas estas cosas adquiere el poder de curar la depresión por cincuenta pesos (de los billetes nuevos, los viejos tienen mal karma) lo cual se convierte en la terapia antidepresiva más barata del mundo.

Después de ver eso me dieron un papel unos manifestantes para que defendiéramos tradiciones, costumbres y usanzas a.c.

11 comentarios:

Violetta dijo...

hhahaahhaha que miedo :(

Rodrigo dijo...

Yo voy con otros "yerberos"...cof cof

Kix dijo...

Ja... me encanta el folklor.

Itzaminsky dijo...

DONDE LO TOMO!!! quiero aprender medicina cuantica.


Fueron los mayas los que acertaron con mayor precision....

Ross dijo...

me llevas??? jajajajaja

Mis fantasmas son re latosos!!!

Andrés dijo...

creo que me equivoque de carrera

Latamoderna dijo...

Jajaja... hay de curanderos a sanadores, y charlatones en todos lados...
:) no te dejes engañar.

RAFA dijo...

Hablando de oscurantismo, ¿Habrá alguien que sepa leer el escusado cuando acabas de saciar tus necesidades?
Si existe gente que sabe leer las tazas de café ¿por que no hay alguien que lea tus heces cafés en las tazas?

Exenio dijo...

No manches, todas las fotos son fotochopiadas... seguro es una treta para impedir que la cuantificación sea verdaderamente tomada como una religión. Ora resulta; qué curioso que ese certificado estaba convenientemente cerquitas de San Idelfonso... no, no, no, aquí hay algo raro.

the lines on my face dijo...

wow, un festín de información visual, me gustó mucho tu interpretación jajajaja... saludos

elo200 dijo...

hahaha.. genial!!